Hemos sido invitados a participar en el diseño interior de la nueva Escuela de Arquitectura de Aarhus

1 of 1

Hemos sido invitados a participar en el diseño interior de la nueva Escuela de Arquitectura de Aarhus

Rosan Bosch Studio, junto con otros tres equipos de arquitectura y diseño, ha sido seleccionado para preparar la presentación para el diseño interior de 13.000 metros cuadrados de nueva construcción en la Escuela de Arquitectura de Aarhus, que prevén finalizarse en 2020.

“Nos centraremos en optimizar los flujos de trabajo creativos. Es aquí donde los estudiantes de idearán soluciones constructivas creativas y encaradas al futuro. De este modo, debemos crear un entorno que sirva como motor para desarrollar la creatividad. Nuestras competencias clave son nuestra experiencia trabajando en diseño estratégico y nuestro foco en cómo nos desarrollamos como personas y cómo el espacio facilita este desarrollo”, dice Rosan Bosch.

 

Los cuatro equipos participan en una ‘tarea paralela’, que es un proceso abierto. Kristine Leth Juul, subdirectora de la Escuela, explica que “no queremos encontrar una solución que pueda utilizarse en cualquier parte del edificio – sino que esperamos acabar contando con propuestas de diseño diferenciadas e integradas en el edificio, que reflejen quién somos y cómo trabajamos”.

Hemos sido invitados a participar en el diseño interior de la nueva Escuela de Arquitectura de Aarhus

Rosan Bosch Studio, junto con otros tres equipos de arquitectura y diseño, ha sido seleccionado para preparar la presentación para el diseño interior de 13.000 metros cuadrados de nueva construcción en la Escuela de Arquitectura de Aarhus, que prevén finalizarse en 2020.

“Nos centraremos en optimizar los flujos de trabajo creativos. Es aquí donde los estudiantes de idearán soluciones constructivas creativas y encaradas al futuro. De este modo, debemos crear un entorno que sirva como motor para desarrollar la creatividad. Nuestras competencias clave son nuestra experiencia trabajando en diseño estratégico y nuestro foco en cómo nos desarrollamos como personas y cómo el espacio facilita este desarrollo”, dice Rosan Bosch.

 

Los cuatro equipos participan en una ‘tarea paralela’, que es un proceso abierto. Kristine Leth Juul, subdirectora de la Escuela, explica que “no queremos encontrar una solución que pueda utilizarse en cualquier parte del edificio – sino que esperamos acabar contando con propuestas de diseño diferenciadas e integradas en el edificio, que reflejen quién somos y cómo trabajamos”.